CONTADOR DE VISITAS

domingo, 9 de junio de 2013

De Predadores a Ciudadanos Sedentarios



Los seres Humanos llevamos 1.400.000 años sobre la Tierra. Hace apenas 8000 años surge lo que se denominó Revolución del Neolítico, en que pasamos de ser nómades a sedentarios, de cazadores-recolectores a agricultores-ganaderos. Hasta ese momento funcionábamos como Predadores Activos, un día habitual comenzaba con la salida del Sol, dejando el eventual refugio para recorrer varios kilómetros en busca de una presa a la que se perseguía, cazaba y trasladaba de nuevo al refugio para alimentarse, actividad que llevaba varias horas. El resto del día transcurría de manera activa, muchas veces huyendo o defendiéndonos de animales de gran porte que nos tenían como presa.

Nuestra cultura evoluciona desde aquellos días a contramano de nuestro Sistema Nervioso constituido para sobrevivir a aquellas primitivas condiciones, constituyendo un conflicto entre Cultura y Naturaleza ya que seguimos estando programados  como aquellos mismos Predadores Activos viviendo en un medio social donde nuestras obligaciones impiden que realicemos aquello para lo que nuestros cuerpos están diseñados (conceptos del Dr Roberto Rosler, especialista en Neurociencia). No debe extrañar, entonces, la cantidad de enfermedades asociadas a la hipokinesia (falta de movimiento)y a la mala o excesiva alimentación, o las manifestaciones de violencia cada vez más frecuentes.
Si bien puede parecer extraño que este proceso no se revierta (o al menos, se detenga) ante el crecimiento de propuestas de movimiento y de alimentación aparentemente "saludables", es evidente que esto no alcanza o no sirve.

Los sedentários siguen siéndolo, aunque se muevan, porque solo acceden a actividades físicas de muy baja exigencia que no contemplan la progresión hacia niveles de mayor intensidad o no se los sabe llevar por ese camino. Por otro lado, los que tienen una mayor predisposición al movimiento adhieren a actividades propuestas como más "intensas y efectivas". El márketing hace su trabajo, por lo tanto, más se conoce lo que más y de mejor manera se difunde y no necesariamente responde al principio de "calidad".

La cultura ha hecho un largo proceso de "desadaptación", la forma de vida de hoy atenta contra nosotros mismos. No podemos esperar que individuos gestados en estas condiciones se vuelquen de lleno y compulsivamente a revertir este proceso, incluso resulta peligroso para aquellos que se animen, ya que no están en condiciones de afrontarlo y pueden obtener un resultado adverso.

Es necesario que se contemple un proceso de "readaptación" del individuo para insertarlo en un programa de movimiento que incremente el estímulo paulatinamente.

Como  suele decir el reconocido fisioterapeuta Gray Cook:
"Primero Moverse Bien para luego Moverse Frecuentemente”

Prof. Ariel Couceiro González

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada