CONTADOR DE VISITAS

lunes, 5 de septiembre de 2011

VAYAMOS POR PARTES

Dice un axioma que “El Todo es más que la Suma de las Partes” y esta vez me propongo demostrarle que algunas veces sucede lo contrario.

Saber lo mínimo para empezar a entender…
La clave de la maximización de resultados en el rendimiento físico humano casi siempre se encuentra en el conocimiento e interpretación del funcionamiento de nuestro Sistema Nervioso Central (SNC).
Específicamente en lo que al entrenamiento del tren inferior (piernas) concierne, es importante tener presente que existe un mecanismo denominado “Reflejo Flexo/Extensor”, relacionado con la locomoción, que nos predispone a la alternancia propia de la marcha y la carrera, generando un mayor rendimiento muscular del tren inferior en estas condiciones. Por contraposición, relacionado con este mecanismo, al pretender accionar con ambas piernas en un mismo sentido, disminuyen las prestaciones independientes de cada pierna, fenómeno al que se denomina “Déficit Bilateral”.

Una parte a la vez…
Teniendo en cuenta los conceptos anteriores, surge la importancia aplicar al entrenamiento ejercicios ejecutados con una sola pierna a la vez,de forma libre, sin asistencia de ningún tipo de aparato, denominados “Ejercicios Unipodales”.



Cuestión de Equilibrio…
Al realizar este tipo de ejercicios el Equilibrio adquiere un doble significado:
Por un lado colaboran con la reducción de asimetrías y disbalances musculares entre ambas piernas. Por otro lado mejoran la estabilidad y propiocepción, fortaleciendo músculos estabilizadores de la cadera y pelvis, como adductores, glúteo medio y cuadrado lumbar entre otros, músculos que no son demandados en los ejercicios bipodales.
Ambos significados se relacionan con la prevención de lesiones además de la mejora del rendimiento.

Eludiendo “Daños Colaterales”…
En comparación con los ejercicios bipodales, en los unipodales el peso total utilizado es aproximadamente del 50%, lo cual implica una menor carga axial sobre la columna vertebral, a la vez que genera una mayor carga específica sobre la piernas. En conclusión, mayores beneficios específicos con menos stress total y posibilidad de daño a los discos intervertebrales.

Ideas finales…
Los ejercicios unipodales proporcionan beneficios adicionales en cuanto a ganancias de fuerza, estabilidad y simetría, incluso desde el punto de vista estético, reducen el riesgo de lesiones y resultan más específicos para actividades como correr y pedalear.
Volviendo al inicio, algunas veces “La suma de las Partes es Mayor que el Todo”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada